Un bulto en la mama – Médicos y lectores opinan

Finalista en la categoría Salud General de los premios 2015 International Book Awards.

caratula
“Sólo tengo elogios para este libro y su autora. GRACIAS Teresa. GRACIAS con mayúsculas. GRACIAS por escribir el libro que me ha servido de guía en este viaje en el que estoy aprendiendo tanto. GRACIAS por darme otro punto de vista de la enfermedad. GRACIAS por esas palabras tan humanas y llenas de sentimientos”.
Luz Sanchez Camara – Marketing y ventas

“Estoy pasando por un cáncer como el tuyo y acabo de leer tu libro. Me ha ayudado mucho, sobre todo en lo relacionado con el sistema y protocolo médico. Porque, siendo todo muy duro, el peor poso que me está quedando, es esa sensación de haber sido arrastrada por la corriente y no haber podido controlar, decidir, digerir, tener más tiempo para pensar, tener más información sin tener que buscarla fuera del sistema establecido.
Gracias. A mi me hacía falta un libro como el tuyo.”
Una lectora, a través de la web

“Teresa nos da una nueva aproximación frente a su tumor, poco frecuente entre los pacientes, que marca el camino integrador hacia el cual tendríamos que dirigirnos tanto la comunidad científica como los médicos y pacientes”.
Julia Rodríguez Fernández – Médico especialista en cirugía oncológica mamaria

“He devorado tu libro por múltiples razones:
1. Creo que hacen falta aproximaciones al cáncer más abiertas y no tan ceñidas a la versión oficial.
2. Porque vale la pena explorar sin prejuicios las posibilidades de la relación entre la medicina convencional y la medicina alternativa.
3. Porque le das mucha importancia a la alimentación, la gran olvidada en los tratamientos contra el cáncer.
4. Porque demuestras que es urgente revisar la relación médico-paciente, para que ambos sean capaces de entender cuál es su papel frente a las enfermedades graves.
5. Porque es positivo y huye del drama y del victimismo, y pienso en las muchas mujeres que pasan o pasarán por el mismo proceso.
Cinco razones para darte las gracias”.
Adam Martín – Periodista y escritor

“Querida Teresa, tu libro enseña, anima, emociona, acompaña, ayuda. Mil gracias”.
Rosa Montero – Escritora

“Un espléndido relato autobiográfico de lectura obligada. Teresa nos cuenta cómo con una voluntad de hierro y una inquebrantable fe en sí misma, ha logrado superar la enfermedad”.
Luis Eduardo Aute – Músico, pintor, escritor y poeta

Muchas felicidades por la valentía de expresar tus sentimientos y emociones. Creo que sería muy útil para la sociedad que este tipo de libro se lo leyeran, no solamente los pacientes (hombre y mujeres) que tengan que abordar un proceso neoplásico, sino tambien los médicos que los han de tratarlos.
Doctor Gris – Experto en fertilidad

“Magnífico ejemplo de cómo auto-gestionar la enfermedad”.
Marta Rivera – Escritora

En el libro de Teresa hay rigor y fundamento en los datos que refleja. Pero para mí, el gran aprendizaje y mensaje que transmite es que las cosas se pueden hacer de una forma diferente a la establecida des de una actitud resiliente.
Cecilia Gelpí – Psicóloga

“Este libro no es sólo para mujeres con un tumor en el pecho. Es un manual de vida”.
Ascen Esteban – Linfoterapeuta

“Tu libro me acompañó en momentos de incertidumbre. Me aclaró dudas importantes. Me abrió un camino a la esperanza que empecé a recorrer desde el primer momento de mi proceso. Me alucinó tu valentía ante determinadas decisiones y cuestionamientos. Me informó mucho mu00e1s que mi oncóloga. Hablo de él en mi blog, y gracias a eso pudimos compartir Teresa y yo unas bonitas palabras y sentimientos. Gracias Teresa”.
Pilar Lacueva Giraldos – Educadora

“Tan importante como lo que dice es lo que la autora evita decir o hacer en el libro: instalarse, por ejemplo, en la autocompasión, en las preguntas inútiles. Tampoco se ceba, si bien las denuncia, con algunas malas prácticas, como la falta de información respecto a los posibles efectos secundarios importantes de la medicación, o en reproches más o menos generalizables, al propio entorno: madre, amigos, pareja…,sobre incomprensiones o menosprecios. Es muy apreciable asimismo la ausencia prácticamente absoluta de la metáfora bélica para simbolizar la enfermedad a la cual nos tenía acostumbrados mucha literatura sobre el tema”.
Fina Llorca – Escritora y crítica literaria